Los 3 Principales Tipos de Accidentes de Construcción

Tipos de Accidentes de Construcción

Existen Diferentes Tipos de Accidentes de Construcción y Los Defensores Pueden Ayudarte

Si trabajas en la construcción, entenderás que lastimarte va en el mismo paquete. De acuerdo con la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional, OSHA por sus siglas en inglés, existen cuatro tipos de accidentes de trabajo que fueron los responsables de la mayoría de las muertes relacionadas con la construcción en 2011: caídas, electrocuciones, haberse atorado con un objeto y haber sido atrapado entre la maquinaria.

Sin embargo, los accidentes en la construcción no siempre terminan en muertes. Hay también un alto número de accidentes en la construcción que causan lesiones serias. Solamente en California, cerca de 4,000 personas en el 2011 resultaron lastimadas en un accidente de construcción, perdiendo días de trabajo a causa de sus lesiones.

Muchos de estos accidentes ocurren en tres áreas:

  • Edificios en construcción
  • Construcción civil pesada
  • Contratistas especializados

A pesar de que lesiones y construcción pareciera que van juntos, no significa que estas desvalido. Los trabajadores lastimados están protegidos por la ley, pero tienes que ejercer tus derechos para obtener la compensación que mereces.

Muchas compañías de construcción tienen aseguranzas que cubren las lesiones en el lugar de la construcción. Sus aseguranzas trabajan con una red de médicos que seguramente serán quienes te atenderán. El problema es que las aseguranzas solo están interesadas en una cosa, llegar a un acuerdo por la menor cantidad de dinero posible.

Esto significa que serás rechazado la ayuda médica que realmente necesitas, y te ofrecerán una compensación monetaria mucho menor que la que te corresponde legalmente.

Contrario a las aseguranzas que quieren acordar mucho menos dinero, un abogado puede ayudarte a obtener lo máximo de tu reclamo. Esto es verdad, incluso para trabajadores contratados por un tercero, quién podrá hacer un reclamo en contra del contratista y del que contrató.

Así que si te lastimaste en un lugar de construcción, hay tres cosas que debes hacer inmediatamente:

  1. Reportar la lesión a tu empleador o contratista.
  2. Obtener atención médica sientas o no sientas dolor.
  3. Hablar con un abogado inmediatamente.

Los Defensores han ayudado a miles de trabajadores desde 1985. Llámanos y te ayudaremos a contactar un abogado que puede ayudarte a obtener la compensación que mereces. [link_obfuscate_telephone tel=”1-888-363-6363″].