¿Cuáles son las causas de los accidentes de automóviles? Estar involucrado en un accidente automovilístico es una situación estresante. Las secuelas de un accidente de automóviles pueden agravar ese estrés. Desde lesiones físicas hasta daños a la propiedad, facturas médicas hasta salarios perdidos, es posible que estés lidiando con más de lo que esperabas.

Cuando se trata de accidentes, hay algunas causas que son más comunes que otras. A continuación, encontrarás una lista de las principales causas de accidentes automovilísticos. Conocer dichas causas podría ayudarte a evitar verte involucrado en una colisión propia.

1. Conducir distraído

Sin lugar a dudas, la conducción distraída es la principal causa de accidentes automovilísticos en todo el país. Un conductor distraído es aquel que no tiene toda su atención en la carretera. Puedes estar prestando más atención a un dispositivo móvil, a los pasajeros o incluso aplicándote maquillaje. Recuerda que tu único trabajo cuando estás detrás del volante es llegar a tu destino de manera segura.

2. Conducción intoxicada

Conducir en estado de ebriedad con drogas y/o alcohol es extremadamente peligroso y siempre debe evitarse. Es posible que la conducción en estado de ebriedad no sea la principal causa de accidentes automovilísticos, pero es la más mortal.

Cualquier persona intoxicada que se ponga al volante es un peligro para sí misma y para los demás. Cuando bebes, tus sentidos y funciones cognitivas se entorpecen. Al estar al volante tus tiempos de reacción se demoran y tu capacidad para tomar decisiones se verá comprometida. Si decides beber, ten a un conductor designado que te lleve a casa.

3. Exceso de velocidad

Es posible que te sientas tentado de aumentar tu velocidad de vez en cuando, pero es aconsejable permanecer dentro de los límites de velocidad establecidos. Dado que el exceso de velocidad es la tercera causa principal de accidentes automovilísticos en los EE.UU, es mejor arriesgarse a llegar tarde que arriesgar la vida.

4. Conducción irresponsable

Entrando y saliendo del tráfico. Manejando a una distancia muy cercana a otro coche. Cambios de carril excesivos. Todos estos son ejemplos de conducción imprudente y cada uno puede provocar un accidente muy grave. Si ves a alguien conduciendo así a tu alrededor, retrocede y dale espacio. No hay nada que puedas hacer para que el conductor esté más seguro. Protéjete y llama al 911.

5. Inclemencias del tiempo

Más específicamente, la lluvia. Conducir bajo la lluvia no siempre se puede evitar, pero es una buena idea reducir la frecuencia de conducción durante la lluvia, siempre que sea posible. Si la visibilidad es demasiado baja o las carreteras parecen especialmente resbaladizas, te conviene detenerte y esperar hasta que pase la tormenta.

6. No respetar las señales de tráfico

Esta es otra de las principales causas de accidentes automovilísticos. Puedes causar un accidente grave si no te detienes en un semáforo en rojo o en una señal de alto. Si tienes la suerte de no causar un accidente automovilístico y las autoridades te detienen por no respetar las señales, es posible que debas pagar fuertes multas como resultado.

¿Por qué necesito un abogado experto en accidentes de automóviles?

Las compañías de seguros ofrecen habitualmente a las víctimas de accidentes automovilísticos una compensación mucho menor de la que realmente merecen, al tiempo que afirman que esta cantidad es su oferta “mejor” o “final”. Un abogado experto en accidentes automovilísticos puede estar seguro de que se considerarán todas las áreas posibles de compensación en tu caso. Esto puede incluir:

  • Costos médicos pasados y futuros
  • Dolor y sufrimiento
  • Estrés emocional
  • Ingresos perdidos
  • Capacidad de ganancia perdida
  • Daño a la propiedad

La mejor manera de prevenir un accidente es manejar con prudencia, respetar las leyes de tránsito y sobre todo, contar con un buen seguro de auto. Esperamos que nunca tengas un accidente, pero si te pasa, estarás preparado y sabrás qué hacer.